sábado, 5 de julio de 2008

De las tablas al cine. Entrevista a DOMENICO SCHIRRU


El cine y sus protagonistas (2008)

Recientemente, fue estrenado en Barquisimeto el mediometraje «Un ideal para vivir»; un esfuerzo de la Productora Talentos Unidos dirigida por Alfredo Leal. Además de producir, Talentos Unidos, forma el talento que participa en sus producciones, ofreciéndoles de esta manera, la oportunidad a un buen número de jóvenes actores y actrices con deseos de participar y hacer equipo en una producción cinematográfica o audiovisual. Tal es el caso de Domenico Schirru, protagonista de «Un ideal para vivir», a quien Iribarren Films entrevistó y cuyos comentarios más relevantes publicanos a continuación:
No solamente eres actor de teatro, también has incursionado en labores de luminotecnia y sonido para el teatro, ¿de dónde nace tu amor por las tablas?Ese amor por las tablas es por las artes en general, desde muy pequeño mi papá siempre se preocupó porque apreciara cualquier tipo de arte.
Si tuvieses que elegir entre actor, luminotécnico o sonidista, ¿cuál sería tu respuesta?
La actuación, lo demás lo he hecho para obtener conocimiento. Siempre he pensado que uno tiene que dominar todos los elementos del teatro, así el actor tiene más dominio de lo que hace y comprende la funcionalidad de todo el escenario.
Teatro y cine, son dos cosas diferentes. ¿Qué te lleva a interesarte en el medio fílmico?

Siempre me ha gustado el cine y he soñado con verme en la gran pantalla; más que todo por una satisfacción personal y espiritual, por la posibilidad de crear personajes y desarrollar gran conocimiento por el ser humano.
¿Cómo fue tu experiencia en Talentos Unidos?
Talentos Unidos es una productora que forma actores para cine y televisión, además de desarrollar producciones audiovisuales. La experiencia ha sido como todas en mi vida, excelente, he aprendido mucho y para mi el conocimiento siempre es grato.
Desde el 2000 estás en las andanzas del teatro. ¿Esto te capacita para asumir el reto de protagonizar en un mediometraje?

Realmente, no creo que eso me capacite, no me considero actor profesional, me queda toda una vida de experiencias y el actor tiene que aplicar experiencias de su vida en los personajes para poder sentir, expresar con realidad y sinceridad; para lograr que el personaje sea creíble. En el cine tienes que sentir, si tu te lo crees; el público también te creerá.
¿Quiénes eran las otras personas que disputaban el personaje de Jacinto?A parte de mi, Carlos Medina un gran amigo y teatrero; excelente compañero de trabajo. Aunque no le dieron el papel, también participó en el mediometraje y trabajamos en varias escenas.


El unitario "Un ideal para Vivir" es una ficción con personajes históricos ¿Que te pareció el guión de Jesús Díaz?
A mi me pareció un buen trabajo para lo que se quería hacer, si fuera para un largometraje tendría que hacer algunas modificaciones, pero ese no era el caso. Jesús es mi "pana" al igual que tú y todos los que trabajamos en este proyecto.
¿Qué le cambiarías a la historia?

Nada, es un buen trabajo y ni con toda la experiencia del mundo lo cambiaria.
Jesús Díaz comentó, que la formalidad para hacer las cosas de Alfredo Leal lo desesperaba. ¿Qué opinas de Alfredo como director?

A mi me gustó la forma que manejaba las cosas y me parece que es un buen director. Él esta preparado para solucionar cualquier problema. Se realizó un buen trabajo a pesar de todo.
Lo bueno y lo malo de la experiencia con "Un ideal para Vivir". Anécdotas.
Lo malo, unos accidentes que sucedieron durante la grabación donde unos compañeros se cayeron de los caballos y uno salió lesionado. Yo también estuve a punto de caer de un caballo pero afortunadamente logré dominarlo. Lo bueno, todo el trabajo, los compañeros actores y técnicos; toda la grabación fue una buena experiencia y si me pusiera a contarlas no terminaría nunca.
El personal técnico: cámara, luminitos, sonidistas, maquillaje, vestuario, asistentes, ¿estuvieron a la altura del reto?
Claro que sí estuvieron a la altura, hicieron un excelente trabajo y fue maravilloso poder trabajar con todos y cada uno de ellos.
Entre el cine y el teatro, ¿cuál escogerías y por qué?
Me quedo con los dos, no podría dejar ninguno, cada uno complementa una parte de mí.
Escrito por:
Pablo Arapé
Fotos cortesía de:
Domenico Schirru