viernes, 21 de febrero de 2014

El cine nacional también tuvo el privilegio de contar con Tío Simón


Cortesía de Cine en Línea
Toda Venezuela y la comunidad artística y cultural del país, se enlutó tras el sensible fallecimiento de Simón Narciso Díaz Márquez, conocido cariñosamente como “Tío Simón”, quien a sus 84 años abandona el plano terrenal, dejando un invaluable legado al folklore nacional.
Aunque tradicionalmente se asocia a Simón Díaz sólo con la música, el cine nacional también tuvo el privilegio de contar con su participación en varias producciones fílmicas. Su protagónico en La empresa perdona un momento de locura, largometraje dirigido por Mauricio Walerstein en 1978, trascendió como una de sus más importantes participaciones como actor, encarnando al personaje de Mariano Núñez, un trabajador de una fábrica que un día cualquiera, víctima de un ataque de nervios, desata una situación de extrema violencia en su lugar de trabajo. Otras películas venezolanas de la época de los sesenta como Cuentos para mayores de Román Chalbaud (1963) e Isla de sal de Clemente de la Cerda (1964), también contaron con su actuación.
La música de Simón Díaz, también ha sido utilizada en numerosas películas tanto venezolanas como extranjeras. En 1995 el reconocido director de cine, Pedro Almodóvar, incluyó en la banda sonora de su película La Flor de mi Secreto, una composición del cantautor venezolano que lleva por nombre "Tonada de Luna Llena", en versión de Caetano Veloso. Además en 1999, “Caballo viejo” fue uno de los temas de la película Flores de otro mundo del español Icíar Bollaín. 
En el año 2004 la cadena televisiva A&E Mundo, produjo un documental biográfico de 52 minutos, dirigido por Juan Andrés Bello, que muestra un recorrido por la vida de Simón Díaz y su aporte al acervo cultural venezolano, en el contexto histórico de la segunda mitad del siglo XX.
En 2008, Díaz recibió un Premio Grammy por los logros de su carrera.
Fuente: 
Cine en Línea / CNAC